21 mayo 2014

Mariquitas de queso

Como decoración de la mesa del cumpleaños de La Heredera, puse mariquitas que resaltaban el aire campestre. Y no pueden ser más fácil de hacer.


































Solo necesitas: quesitos y un rotulador permanente.

  1. Abres el quesito (verás que no se abre completamente)
  2. Precisamente en esa zona que no se abre dibujaremos la cara, que no es más que un arquito y los dos ojos
  3. Añadimos los puntitos.
Y tenemos mariquita comestible!!

Besos

4 comentarios:

  1. Me rindo a tus pies Esther, creo que necesito rodearme de niños para que mi creatividad despierte un poco más...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja. La creatividad está en cualquier parte!!! Y tu ya la tienes!

      Eliminar
  2. No había visto las mariquitas!!! Me lo apunto que me ha encantado! Que mano tienes Esther. Me encanta tu blog.
    Un beso.
    Mar

    ResponderEliminar

Entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...