13 diciembre 2014

Especial Arbol de Navidad


Como viste en Poniendo el Árbol de Navidad, en los dos últimos años me he declarado enemiga declarada de los árboles dorados. Y que conste que tengo cajas con bolas doradas, lisas, más glitter, de madera dorada, cintas y cadenas doradas.

Pero como todo en esta vida, lo mismo que ahora me chifla en azul marino, pues llevo dos años afiliada al club de la Navidad roja-verde-blanca.

Tampoco me gustan esos árboles que casi ni se ven las hojas de la cantidad de cosas que tienen colgadas en ellos. Y lo siento, el espumillón se me atragantó en la época de colegio y no consigo digerirlo.

Me gustan los árboles sencillos, que los adornos signifiquen algo. Recuerdos de la infancia, hechos por los niños, o por nosotros (ganchillo, cartón...). Nosotros el año pasado hicimos estas figuritas de cartón imitando a las galletas típicas de jengibre, y este año las hemos vuelto a poner.



En el blog One Good Thing by Jillee hay un montón de ideas para decorar el árbol. 

Además cualquier cosa, puesta con un poco de gracia puede ser suceptible de convertirse en adorno, tal y como ves en esta selección de árboles hechos por el equipo de Martha Stewart: algodón, palomitas, las guirnaldas de círculos (como la que hicimos en primavera pero en tonos rojos), etc.





¿Y tu? ¿Eres más de estilo clásico de toda la vida, mínimal o nórdico (sí, he visto que se dice así al tipo el mío)?

Un beso y feliz sábado. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...